CON LA FIBROMIALGIA SIEMPRE SE ESTÁ INFLAMADA, NO COMAS ESTOS ALIMENTOS QUE TE INFLAMARÁN MÁS

Los alimentos inflamatorios deben estar en la lista de las principales cosas que se deben evitar si se tienen enfermedades crónicas. La inflamación crónica es la causante de que estas enfermedades progresen y llegan a este nivel evolucionando a otras más severas. La fibromialgia, las enfermedades autoinmunes como la artritis reumatoide, el lupus y la esclerosis múltiple, además del cáncer, son algunas de las enfermedades que son producto de un cuerpo que está siendo expuesto a una constante inflamación.

alimentos inflamatorios

Los alimentos que provocan inflamación, son de las causas más importantes que provocan que una enfermedad como las que hemos mencionado arriba, persista y aumente en grado causando la muerte.

Según estadísticas de la Organización Mundial de la Salud, alrededor de 12,9 millones de personas en todo el mundo murieron a causa de algún tipo de enfermedad cardiovascular en el 2004. Cada año, el Fondo Mundial de Investigación del Cáncer estima que unos ocho millones de personas murieron de cáncer. Las enfermedades del corazón y el cáncer, la manifestación mortal de la inflamación crónica, se espera que permanezcan como las principales causas de muerte en los países desarrollados durante muchos años por venir.

Pero estudio tras estudio muestra que el riesgo de enfermedades del corazón y el cáncer son modificables por nuestros estilos de vida, que incluyen los alimentos que elegimos para comer cada día. Con cada bocado que tomamos, estamos ya sea equilibrando los compuestos proinflamatorios y antiinflamatorios en el cuerpo, o inclinando la balanza a un extremo.

10 alimentos inflamatorios que no debes comer si tienes fibromialgia
Para cambiar el equilibrio a tu favor, que no sea sólo la incorporación de alimentos antiinflamatorios más naturales en tu dieta, también es igualmente importante evitar o reducir los alimentos que causan inflamación. Aquí tienes los diez alimentos que establecen el escenario para las enfermedades inflamatorias como la fibromialgia, la esclerosis múltiple, enfermedades de la tiroides, la artritis reumatoide, y debes considerarla si padeces de fatiga crónica, la cual, si bien no es una enfermedad propiamente dicha, es comúnmente producto de un organismo inflamado.

1. Azúcares
azúcar alimentos inflamatorios

Agente proinflamatorio: la ingesta de azúcar excesiva causa la caries dental y se ha relacionado con un mayor riesgo de obesidad, inflamación y enfermedades crónicas tales como el síndrome metabólico y la diabetes tipo 2. Recientemente, se ha demostrado también que el azúcar, así como los productos lácteos, son las causas del acné.

La encuentras en: bebidas azucaradas como refrescos, bebidas de frutas y ponches son algunas de las principales fuentes de azúcares que muchos han pasado por alto. ¿Sabías que beber una lata de Coca-Cola es igual como comerte diez cubos de azúcar? Otros alimentos obvios cargados de azúcar para evitar o al menos limitar, incluyen pasteles, postres, dulces y bocadillos. Y cuando estás buscando azúcar en la lista de ingredientes, ten en cuenta que el azúcar tiene muchos nombres: jarabe de maíz, dextrosa, fructosa, jarabe de oro, maltosa, jarabe de sorgo y sacarosa son algunos de los nombres creativos utilizados para confundir al consumidor.

Sustituto de azúcar: ¿Tienes el gusto por lo dulce? Opta por edulcorantes naturales como la stevia, miel o melaza para endulzar bebidas y alimentos modestamente. los azúcares naturales que se encuentran en las frutas frescas o secas y conservas de frutas sin azúcar añadido, también son excelentes opciones. No sólo te dan la dulzura que se te antoja, las frutas también te suministran vitaminas, antioxidantes y fibras que no vas a encontrar en los alimentos azucarados y bebidas. Los dátiles, higos, caquis, kiwis, mandarinas y varios tipos de bayas son algunos de los bocadillos saludables naturales a los que puedes optar si quieres algo dulce en tu paladar.

2. Aceites de cocina comunes
Aceite vegetal alimentos inflamatorios

Agente proinflamatorio: los aceites de cocina vegetales comunes utilizados en muchos hogares y restaurantes, tienen ácidos grasos muy altos de omega-6 y tristemente bajas grasas omega-3. Una dieta que consiste en un omega-6 altamente desequilibrado a omega-3, promueve la inflamación y engendra enfermedades inflamatorias como la enfermedad cardíaca y el cáncer.

Los encuentras en: aceites vegetales poliinsaturados, como el aceite de semilla de uva, algodón, cártamo, maíz, canola y girasol. Estos aceites vegetales industriales también son comúnmente utilizados para preparar los alimentos y comida para llevar más procesadas.

Sustituto de aceite vegetal: Reemplaza tus aceites de cocina saturados omega-6 con aceite de macadamia, aceite de oliva virgen extra, aceite de coco u otros aceites comestibles con un mayor equilibrio en proporción de ácidos grasos omega-6 a omega-3. El aceite de macada

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *